Aprensión



Deberíamos ennoblecer la miseria humana a fuerza de practicarla, si no qué sería de los otros. Me viene esto a cuento del amor prolijo y delicado que el diario El País dedica al escritor Antonio Muñoz Molina y que con mi duda pongo bajo sospecha.


1 comentario:

mbb dijo...

la miseria humana es solo otra de las caras del desamor...