Monsergas



No sé por qué los políticos dan discursos ya que a los mítines van sólo los militantes y simpatizantes. Desde los púlpitos sólo se sermonea a los convencidos.

3 comentarios:

Sótano dijo...

Llevo añossssss, diciendo lo mismo....sólo he hablado en público como político cuando vi que el jefe de la oposición y todos sus acólitos habían acudido al mitin...no sé si convencí a alguién (supongo que no), pero fué la única vez que creí que hablar sería beneficioso...ilusa.

Antero dijo...

A solas, aislado el individuo, el convencimiento se resiente, tiende a menguar. No es el hierro de una ganadería grabado a fuego sobre las ancas de una vaca que aguanta hasta el matadero. Las doctrinas, las consignas, los credos, las banderas, los dogmas, los himnos, son secreciones de la masa y como tales requieren masa para reafirmarse y cargar sentido… hasta el próximo mitin, merendola campestre, funeral o ceremonia de conmemoración.

No me bastan las tertulias radiofónicas (que escucho solo) los editoriales (que leo solo) y los telediarios (que veo solo). Necesito saberme célula. Verme rodeado. Vinculado.

Y con su permiso una última tontada: aquello que en soledad, aislado, hasta yo podría llegar a cuestionarme, en mogollón resulta más, mucho más complicado; requiere otras sustancias aparte de una inteligencia elementaloide: agallas, cierto desapego, superación del sentido del ridículo…

Blanca dijo...

Iba a comentar pero República se me ha adelantado.
Totalmente de acuerdo con ella.